Helena Klimek (Sheine Lewy) roba un perfume en un centro comercial. Sin saberlo fue descubierta y llevada a declarar ante las autoridades de dicho local. Indagada y acusada de haberse apropiado de un producto y haberlo guardado en su cartera para luego salir sin pagarlo.
En un principio niega rotundamente su accionar pero a partir de las insistentes palabras de los encargados y las pruebas que se presentan contundentemente (cámaras de seguridad que la delatan) Sheine Lewy confiesa…
En ese momento su pasado se hace presente. Los recuerdos dolorosos de una infancia donde había que callar y guardar. También mentir para poder sobrevivir. Y mientras habla y explica y da vueltas… aparece su pasado y ese olor de los animales que ni el mejor perfume logra eliminar o tapar.
Y una cajita que cobija su identidad. El recuerdo guardado como tesoro de lo que pudo ser y no fue… de lo que no será y es.
Susana Di Geronimo realiza una excelente interpretación. Poniéndose en la piel de una señora madura con un buen pasar económico y una vida casi hecha.
Dolores en el alma que dejó el Holocausto que se maquillan y perfuman como se puede.

Viviana Kessel
[email protected]

FICHA TÉCNICA: La Cajita de Jaspe. Dirección y puesta en escena: Herminia Jersezian. Dramaturgia: Patricia Suárez. Asistente de dirección: María Laura Laspiur. Actuación: Susana Di Geronimo. Fotografía y producción ejecutiva: Silvina Macri. Prensa y difusión: Simkin y Franco. Sala: Teatro Tadrón, Niceto Vega 4802.

También te puede interesar