Mientras las nuevas Juntas Comunales porteñas inician su periodo de gestión, que se extenderá por cuatro años, en la zona del Abasto los comuneros siguen de cerca el proceso de traslado del Jardín del Hospital Ramos Mejía y las nuevas medidas de prevención del delito, sobre todo al sur de Plaza Miserere. En el límite entre Balvanera y Recoleta, planean que la estación Callao de la Línea D de subtes se llame también Raquel Liberman y sea un sitio para recordar a esta figura emblemática de Once.

La Junta Comunal 3 alerta por el futuro del Jardín del Ramos Mejía
Los comuneros de la Junta Comunal 3 (Balvanera y San Cristóbal) se expresaron sobre el futuro del Jardín del Hospital Ramos Mejía (Venezuela 3158). El Gobierno porteño pretende mudarlo a la escuela inicial que se construyó en la Plaza Manzana 66 de Catamarca y Moreno. La comunidad educativa logró abrir una instancia de diálogo al cierre de esta edición.
En ese contexto, los comuneros expusieron: “La Junta de la Comuna 3 ha expresado en la reunión del día de la fecha, en forma unánime, su preocupación en referencia a la situación planteada la semana pasada en el jardín maternal del Hospital Ramos Mejía. En tal sentido, los miembros de la Junta expresaron la necesidad de encontrar un espacio de diálogo entre las partes involucradas tanto de la comunidad educativa, del personal del hospital como de los vecinos, evitando actitudes confrontativas o violentas”.
“Asimismo, los juntistas (los comuneros) reconocieron la necesidad de incrementar el número de vacantes en el barrio especialmente entre los 45 días y los dos años, franja en la que se registran las mayores faltantes afectando el acceso de los niños de sectores más vulnerables”.
“Sin lugar a dudas es central abordar la distribución social de las tareas de cuidado como eje de la agenda pública de todos los niveles en pos de la equidad de género”, concluyen los comuneros.
A fines de diciembre, se reunieron referentes de la comunidad educativa con autoridades del Ministerio de Educación e Innovación de la Ciudad de Buenos Aires. Acordaron detener la mudanza hasta que no haya una resolución definitiva. Sin embargo, al tiempo un camión de mudanza retiró varios muebles de Venezuela 3158.
El Gobierno porteño adelantó, mediante la inscripción online, que el ciclo lectivo 2020 del Jardín del Ramos inicia en Catamarca y Moreno.

“Once sin narcomenudeo”
El jueves 2 de enero se hizo el primer encuentro de Comisarías Cercanas del año. En la Comisaría Vecinal 3-A (Lavalle 2625, casi Pueyrredón) se habló de narcomenudeo al sur de Plaza Miserere. Asistió la presidenta de la Junta Comunal 3, Silvia Collin.
El jefe de la Comisaría Vecinal 3-A, Orlando Quintana, y el responsable de la División Sumarios y Brigadas en la Comisaría Comunal 3 (Lavalle 1958), Juan Romero, confirmaron que inicia una planificación de prevención del delito que incluye cinco brigadas en distintos horarios para cubrir las 27 manzanas entre las avenidas Jujuy y Belgrano y las calles Bartolomé Mitre y Sánchez de Loria.
“Al proyecto lo llamamos Sin narcomenudeo en Once. Nos lo propusimos y esperamos que de acá a dos meses haya cambios. Entre el 30% y el 40% del personal de la Comuna va a estar abocado a esta zona”, dijeron.
Desde hace tiempo hay quejas sobre esta zona. La red de vecinos por la Manzana 66 la había bautizado “Polo Falopero”. Presentó ante la Junta Comunal 3 un petitorio con cientos de firmas para aumentar allí los patrullajes y las reformas urbanas.

Memoria en el subte
La primera semana del año, en el Boletín Oficial porteño se refrendó la ley de aprobación inicial para que la estación Callao del subte D, en el límite entre Balvanera y Recoleta, también se llame Raquel Liberman, en recuerdo de una sobreviviente del proxenetismo que pobló la zona del Abasto y que denunció a la Zwi Migdal a fines de los años veinte del siglo pasado.

En adelante habrá una audiencia pública y una segunda votación final en el recinto de sesiones de la Legislatura porteña.
El proyecto, de María Patricia Vischi (Evolución), estima que “el Poder Ejecutivo colocará en la citada Estación de Subterráneo la cartelería correspondiente con una reseña histórica de la vida de la señora Raquel Liberman. Dicha cartelería contendrá la frase «No a la trata de personas»”.
Vale recordar que los vecinos de San Cristóbal, la Junta de Estudios Históricos del barrio, comuneros y metrodelegados habían impulsado un proyecto de ley para que la estación Urquiza de la Línea E de subtes también se llame Semana Trágica, porque a pocas cuadras está la Plaza Martín Fierro, terreno que antaño alojó los Talleres Vasena, epicentro de las célebres protestas. La propuesta incluía montar un sitio con material didáctico expuesto en los andenes. La iniciativa nunca tuvo tratamiento y perdió estado parlamentario.

Juan Manuel Castro
[email protected]

También te puede interesar