Balvanera Noticias

Abrazo al Jardín del Hospital Ramos Mejía

Contra su cierre y traslado.

Este jueves se realizó un abrazo simbólico al Jardín del Hospital Ramos Mejía. Los vecinos y la comunidad educativa rechazan el cierre de su actual emplazamiento, en Venezuela, entre Urquiza y 24 de Noviembre, para trasladarlo al inmueble que se construye dentro de la Plaza Manzana 66.

Desde la asamblea de vecinos que lucharon por la construcción de la Plaza Manzana 66 dijeron: “Hoy participamos del abrazo al Jardín del Hospital Ramos Mejía, el reclamo es muy simple, los trabajadores del hospital, los docentes y los vecinos necesitamos el Jardín en el Hospital Ramos Mejía y la escuela inicial en la Manzana 66”.

Desde este lunes, hasta el 20 de octubre, se desarrolla el periodo de preinscripción para los aspirantes a ingresar a todas las salas de jardín de infantes, primer grado de primaria y primer año de secundaria.

En este contexto, el Gobierno porteño oficializa de hecho el traslado del Jardín a la escuela inicial con 300 vacantes que construye en Catamarca y Moreno, en la plaza.

El sindicato Unión de Trabajadores de la Educación (UTE) informó: “Hace 1 año que venimos luchando por la Esc. Infantil 6 DE 6 del Ramos. Un juez ordenó abrir la sala de lactario porque en la inspección ocular encontró el edificio en perfectas condiciones, Hoy @Horacio Rodríguez LARRETA y la Ministra Acuña deciden CERRARLO Y TRASLADARLO, BASTA de vulnerar el derecho de nuestrxs niñxs y sus familias !! BASTA de vulnerar lxs derecho a las Trabajadoras del Hospital Ramos Mejía”.

La comunidad educativa, a través de la cuenta “No al cierre del Jardín del Ramos Mejía”, publicó este comunicado: “El Gobierno de la posverdad, del sí se puede estafar a la gente, el gobierno que habla de 54 nuevas escuelas decidió trasladar arbitrariamente y de manera inconsulta la Escuela Infantil 6 D.E. 6 al predio de Manzana 66 donde prometieron un Jardín de Infantes en el año 2018. En la inscripción online figura ya la escuela con la dirección de catamarca 342, dónde no existe ninguna escuela terminada”.

“La comunidad del Ramos no se va a quedar quieta. Lo demostramos el año pasado cuando decidieron que el Lactario no podría funcionar en el 2019. A fuerza de organización y luchando en las calles con el apoyo de algunos sindicatos, y también utilizando los recursos que nos permite el sistema se logró que el Dr. López Alfonsín intimara al Ministerio de Educación para la apertura dicha sala. Y lo logramos. Este traslado es un mamarracho de circo electoral (inaugurar una nueva escuela de las 54) Esto no sólo vulnera el derecho de cientos de madres trabajadoras sino que también le quitan el espacio de identidad que tuvieron muchos de nuestrxs hijxs en su primera infancia”.

J.C.

También te puede interesar