Es porque el pasaje tiene una zonificación especial.

La legisladora María Rosa Muiños (Bloque Peronista) presentó un proyecto de resolución para que el Poder Ejecutivo porteño brinde datos sobre por qué habilitó obras en el pasaje Lezica 3929/3921.

La legisladora hace recordar que la parcela de referencia se encuentra dentro de la zonificación AE26 (vías de ancho reducido). Muiños pide saber “cuáles fueron los lineamientos que se consideraron al aprobar el plano de obra, para mantener las características que identifican el pasaje” de Almagro.

“El pasaje se encuentra incluido dentro de las vías de ancho reducido determinadas por el Código de Planeamiento Urbano, por lo cuáldebería haberse limitado la altura a aprobar para una obra nueva a la más representativa de los frentistas del pasaje ( Pb y 1 o 2 pisos altos). La escala del pasaje con las edificaciones bajas permiten una necesaria ventilación e iluminación de la calle y los frentistas, convirtiendo la vía en un lugar de encuentro que los vecinos utilizan asiduamente”, dice la legisladora.

“Hay gran cantidad de edificios que poseen protección patrimonial  (ventiocho), entre ellos se destaca el ubicado en Lezica y Medrano, diseñado  por el arquitecto André Kalnay en 1929, autor entre muchas obras de la cervecería Munich de la Costanera Sur. El pasaje Lezica junto con el pasaje Peluffoo Dr. Carlos Gianantonioforman un ámbito de alta significación ambiental, de baja densidad y alta calidad constructiva de sus componentes, con una continuidad formal de conjunto solo interrumpida por algunos elementos disruptivos muy puntuales (edificios en altura implantados en épocas poco felices para el cuidado patrimonial); que no rompen con la integridad del conjunto”, detalla Muiños.

“La sanción del presente proyecto de Resolución está en consonancia con los puntos de partida de la Ley N° 2930 del Plan Urbano Ambiental, que en su Artículo 8°, establece la prioridad de las condiciones del hábitat en las políticas urbano ambientales de la ciudad de Buenos Aires, al establecer que “los objetivos del PUA se refieren a las condiciones de calidad ambiental que debe guardar el hábitat residencial en su conjunto. En este sentido, el presente proyecto de resolución intenta erigirse en una herramienta útil para la consecución de esos fines y con entidad para garantizar a los habitantes de la Ciudad, los derechos reconocidos en la Constitución Local”, concluye la legisladora.

J.C.

También te puede interesar